lunes, 12 de marzo de 2018

Coixet rescata la historia de Marcela y Elisa

Isabel Coixet lleva a la gran pantalla la historia de Marcela Gracia Ibeas y Elisa Sánchez Loriga, dos mujeres que contrajeron matrimonio por la Iglesia en 1901

GAYLES.TV.-  La historia de Marcela y Elisa resulta tan fascinante como enigmática. ¿quiénes eran en realidad y por qué contrajeron matrimonio? Arriesgarse en la Galicia de 1901 y hacerlo además por la Iglesia, es algo que aún ahora no resultaría fácil de asumir. Pero es que además la historia de esta pareja está plagada de claroscuros, luces y sombras que ninguna de las obras que se han escrito sobre ellas ha conseguido desvelar.
Porque el 8 de junio de 1901, quienes fueron unidas en matrimonio en la iglesia de San Jorge de la Coruña como Mario y Marcela, en realidad eran Elisa y Marcela, dos mujeres que serían descubiertas y cuya historia ocuparía las cabeceras de la prensa de la época. Una fotografia de ambas fue publicada desvelando su verdadera identidad con un pie de foto que rezaba: Un matrimonio sin hombre. El acoso y la persecución a que son sometidas por parte de la policía, la Iglesia y la prensa y la orden que emite un juez decretando su búsqueda y captura las obliga a huir a Porto, Portugal, dónde inician una nueva vida como Pepe y Marcela. Pero la tranquilidad apenas duro 2 meses. España pide la extradición y la pareja es detenida y encarcelada con gran revuelo de la sociedad portuguesa y de los residentes españoles en Porto que toman partido por la pareja.
Pero la gran oleada de solidaridad no impide que España insista en la extradición y Portugal la acepta pero con un subterfugio que evitará la detención: antes de ser extraditadas son juzgadas y absueltas lo que permite una nueva fuga de la pareja, esta vez hacia Argentina. Nueva vida y nuevo cambio de identidad, Marcela se hará llamar Carmen y Elisa María.  No viajan juntas, primero se desplaza Elisa y más tarde lo haría Marcela acompañada de una niña, su hija que había dado a luz en Porto el año anterior, apenas 6 meses después del matrimonio de ambas. Pero ¿quién era esa hija y qué papel juega en esta historia? Narciso de Gabriel, autor del libro “Marcela y Elisa, más allá de los hombres”, publicado en gallego en 2008 y traducido al castellano en 2010 aventura dos posibles hipótesis: la primera sostiene que “Marcela quedó embarazada como consecuencia de las relaciones que tenía con un joven del lugar y que Elisa se travistió para dar cobertura al niño o niña” y la segunda, que resulta más del agrado del autor, afirma que “pudo haberse tratado de un embarazo premeditado. Es decir, que Elisa y Marcela no se conformaban con convertirse en marido y mujer sino que querían tener descendencia”. Pero en realidad no existe ninguna evidencia que la sustente.
Una vez en Argentina, Elisa/Maria decide contraer matrimonio de nuevo, pero esta vez con un hombre de origen danés. Cuenta de Gabriel que “El matrimonio no es feliz y  acaba mal, entre otras cosas porque Elisa se niega a tener relaciones sexuales con el marido. Había una diferencia de edad importante de más de 20 años”. Fuera como fuese, el marido descubre la vida oculta de María y la denuncia, lo que da lugar a un nuevo proceso judicial, pruebas médicas, etc… Vamos, un nuevo y sorprendente giro de los acontecimientos en este auténtico culebrón.
A partir de ahí el hilo se pierde y tan sólo se tiene constancia del informe de un diario mejicano de 1909 que afirma que Elisa/María se había suicidado en Veracruz.
No es de extrañar que esta sorprendente historia haya seducido a Isabel Coixet y que haya decidido llevarla al cine. Aunque la directora reconoce que el tema es inusual, afirma que sus intenciones no son políticas: “Es cierto que hay muy pocas historias sobre mujeres enamoradas. Pero esto no es un manifiesto. Para mí es natural escribir historias sobre mujeres, y luego los productores siguen preguntando por qué. Nunca preguntan a un director varón por qué quieren hacer una película sobre Dunkerque. Pero me preguntaron: ‘¿Por qué quieres hacer una película sobre dos mujeres que se casaron en Galicia en 1901?’
“¡Vamos, eso es heroico, hombre!”
Una respuesta de Coixet que compartimos y celebramos, porque efectivamente se trata de un hecho, de una historia de una heroicidad que merece no caer en el olvido.
GAYLES.TV